Estos días mi compañera Luisa ha compartido conmigo su experiencia tras su diagnóstico de cáncer de mama. Lo podéis leer aquí

http://www.misrecetasanticancer.com/2014/10/un-testimonio-para-compartir.html

Me ha parecido especialmente lúcida su decisión de no luchar. Y es que hoy en día estamos muy acostumbrados a expresiones como "está luchando contra su enfermedad" o "tiene que enfrentarse a un cáncer". Lo que Luisa vio claro es que ese tumor era parte de ella, que tenía un origen en ella y que podía crecer a través de él. 

¿No es mejor querernos y escucharnos que luchar contra una parte de nuestro propio cuerpo? Vivamos nuestras enfermedades, aceptémoslas, comprendámoslas, aprendamos de ellas y cambiemos con la experiencia.

 

Comment